miércoles, 31 de marzo de 2010

Ad náuseam

Estrepitosas ramas de otoño
que arañan el cielo hasta desquiciar a las nubes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario